Seguidores

jueves, 9 de junio de 2016

El cambio de maleta

Mi cabreo inicial, al darme cuenta de que me la habían vuelto a liar en el aeropuerto, me hizo gritar enfurecidamente "¡Joder, esta no es mi maleta!", pero ese mosqueo fue radicalmente convertido en gratísima y alucinante sorpresa en el momento en el que abrí la cremallera. Lógicamente cambié de opinión en un abrir y cerrar de ojos:  "¡Joder, Esta sí es mi maleta!"

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...